Quemar las naves

 

Index Quemar las Naves  >  Prólogo > Poemario > Ilustraciones  

A compañeros presos

Amigos míos, tallo mis versos
como siempre,
con la resignación y la vergüenza
de quien sabe que esto es el vacío.

Quisiera haber escrito alguna carta,
pero las distancias son tan grandes
y nos permiten decir tan pocas cosas,
que hasta esos caminos se han cerrado.
De todas formas el lápiz y el papel,
os lo quitan en cada revisión.
De todas formas no tengo dirección:
volveríamos loco al buen cartero.
Os hubiera dejado ahí mis cosas,
pero ya nada queda.
Y aquí en otras tierras mi equipaje
es la nada tangible.


Anterior Siguiente
 

 

 

 

 

 

 

Email